Log in

Un bombero se 'encadena' en el Ayuntamiento para pedir oposiciones transparentes

  • Publicado en Albacete

El sindicato de Policías y Bomberos, a través de su delegado, Cristian Martinez Vilor, ( bombero del Ayuntamiento de Albacete ) ha denunciado que lleva intentando desde el 7 de abril de 2016, que el Ayuntamiento de Albacete adopte medidas de transparencia en la confección de los exámenes en las oposiciones de bomberos y del resto de oposiciones en general, para corregir el vacío normativo actual, que garantice la correcta confección y custodia de las preguntas de los exámenes, para evitar su filtración y evitar las posibles situaciones de “enchufismo” que este sindicato lleva luchando desde hace tiempo.

Para ello, Cristian Martinez elaboró un sistema o protocolo a seguir, el cual registró en el ayuntamiento el 7 de abril de 2016, y que posteriormente propuso y explicó personalmente a cada uno de los grupos políticos y sindicatos en sucesivas reuniones, los cuales mostraron su apoyo y compromiso verbal, pero con el resultado final de su total y absoluto desprecio, al aprobar el pasado 3 de agosto las bases de la próxima oposición de bomberos, sin incluir ni un solo punto, de los 30 propuestos, con lo cual, una vez más, es imposible garantizar la limpieza de esta oposición, pues el único medio “tradicional” de control existente, seguirá siendo simplemente la voluntad y conciencia de los miembros del tribunal, el cual por cierto se elige a “a dedo”, hasta tal punto de conocerse ya la identidad de alguno de ellos, como es el caso del bombero Jose Antonio Escribano López, ( según sus propias declaraciones ante muchos compañeros ) cuando ni siquiera se ha realizado su elección y nombramiento, a pesar de existir una lista de voluntarios que se presta a sorteo, lo cual demuestra el vicio y el fracaso del obsoleto y arcaico sistema actual desde el principio.

Por ello, hoy, en la puerta del Ayuntamiento y de forma pacífica e individual, Cristian Martinez, vestido de uniforme, se ha encadenado de forma “simbólica”, para poder explicar “como nuestros políticos y sindicatos dicen una cosa al ciudadano y a la hora de la verdad, votan otra según su propia conveniencia, y demostrar que no quieren ser controlados, pues lo entienden como una pérdida de poder”.