Log in

Primera medida de "unidad" de Page y Ruiz Santos: cesan a la directora provincial de Fomento

  • Publicado en Albacete

En política hay pocas casualidades y por ello no parece casual que ayer por la tarde el presidente de la Diputación Provincial, Santiago Cabañero, presentara su candidatura a la Secretaría Provincial del PSOE de Albacete, que en ese acto interviniera la hasta hoy diputada provincial de Fomento, Amparo Torres, y que el Gobierno del socialista Emiliano García-Page, de quien es hombre de confianza el otro candidato a liderar el PSOE de Albacete, Pedro Antonio Ruiz Santos, haya cesado esta misma mañana a Amparo Torres.

Una medida que denota poca elegancia en una candidatura que se esfuerza en vender "unidad" y que asegura que el enemigo está en el Partido Popular, no entre las filas socialistas.

Un cese que se anunciaba en una nota de prensa para avisar de quién será la nueva persona que tomará las riendas de la dirección provincial, sin ni una sola línea de agradecimiento a la persona que hasta ahora ha estado al frente de la misma, como suele hacerse en estos casos. Un gesto que vuelve a denotar la falta de elegancia que el PSOE más arcaico se gasta en esta tierra. Formas de tiempos pasados que quizás no entiendan que están caducas en el siglo XXI, la era de las redes sociales y las muchas vías de comunicación que escapan a su control, no como antaño.

La decisión deja entrever que la "renovación" puede ser de nombres pero no de formas y que las prácticas que se han llevado a cabo en este tiempo y que tienen cansada a la militancia siguen presentes.

La guerra en el PSOE de Albacete parece clara y mientras los militantes tendrán una cita crucial el 17 de diciembre, en la opinión pública es evidente que los tiempos en que los socialistas guardaban las formas y lavaban los trapos sucios en casa han pasado y ahora quienes se afanan en agarrarse al sillón prefieren jugar la batalla en la opinión pública.

Distintas, al menos por ahora, las formas que guarda Cabañero, al que es evidente que también parte de su equipo de Gobierno en Diputación está "del otro lado" pero que no ha tenido repercusión en el funcionamiento de la institución, ni aun cuando a uno de sus diputados afines, Juan Gil le han montado 'sospechosas' manifestaciones hasta convocando con carteles en las panaderías o incluso el hecho de que el Tribunal Superior de Justicia de la región había pedido que un juzgado investigara un nombramiento en Diputación la filtración del auto llegó prácticamente antes a un medio de comunicación nacional que al propio interesado -que por cierto no está acusado de nada-. Claro que en las cadenas a veces las cosas se tergiversan y cuando el tema llegó a Madrid Cabañero salió como hombre de confianza de Page en la información, quizás debió molestarle más que le compararan con las formas de Page que si tiene que ir a un juzgado a explicarlo.

Por cierto, que el nuevo director provincial de Fomento será César López Ballesteros, del que la Junta en su escueto comunicado no ha dado más datos.